Muere Forges, el gran humorista gráfico de España

Antonio Fraguas de Pablo, más conocido como Forges, el humorista gráfico que ha retratado el último medio siglo de la historia de España, ha fallecido este jueves de madrugada en Madrid, víctima de un cáncer de páncreas, según han informado sus familiares.

Forges había nacido en Madrid, el 17 de enero de 1942, en una gran familia -era el segundo de nueve hermanos- de madre catalana y padre gallego, también humorista y periodista, Antonio Fraguas Saavedra. Comenzó la carrera de Telecomunicaciones, estudios que abandonó ya que trabaja desde los 14 años en TVE, dónde fue técnico, mezclador de imagen y coordinador.

En 1964 publicó su primera viñeta en la prensa, en Pueblo, invitado por Jesús de la Serna, jefe del diario, quien lo había conocido a través de Jesús Hermidas.

En 1973 pidió una excedencia para dedicarse de pleno al humor gráfico. Tuvo que traducir su apellido al catalán, Forges, porque durante el franquismo, no se veía bien ser funcionario y humorista.

Ha colaborado para las principales revistas de humor, desde El jueves, La Codorniz o El Hermano Lobo, y en diarios informativos como Informaciones, Diario 16, El Mundo o El País. Consiguió plasmar en sus viñetas con delicadeza e ironía la evolución de una sociedad que transcurrió en sus primeras viñetas por el franquismo para terminar en un mundo hipertecnológico en esta última etapa.

Además se sus viñetas en los periódicos, fue autor de numerosos libros, el primero se publicó en 1972 con el título de El libro de Forges. Dirigió dos películas y varias series de humor para la televisión. Escribió una novela, Doce de Babilonia. Lo que le bastó para ganar premios como el Premio Nacional de Periodismo Pedro Antonio de Alarcón (2013) o las Medallas de Oro al Mérito del Trabajo (2007) y al Mérito de las Bellas Artes (2011), el Premio Nacional de Periodismo, el Premio Latinoamericano de Humor Gráfico Quevedos en 2014 y el doctorado honoris causa en las universidades Miguel Hernández de Elche y Alcalá de Henares.

También ha sido el creador de su propia jerga, algunos ejemplos como gensanta, stupendo, esborcio, jobreído o tontolcool; además de dejar personajes inmortales como el matrimonio de Concha y Mariano, Romerales o sus testarudos náufragos.

Marina Saz Lobera

Share this Post!

Post by marina

Related post